Cómo salir de ASNEF

Por desgracia, no hay mucho que pueda hacerse. Cuando una empresa inscribe tu nombre legítimamente en un temible fichero de morosos como ASNEF, RAI o Experian, no queda más alternativa que cancelar la deuda contraída pendiente. Ahora bien, si nos han metido sin justificación suficiente, tenemos maneras de defendernos.

Qué podemos hacer si nuestros acreedores no quieren eliminarnos de sus registros de morosos una vez que ya hemos cancelado la deuda? Por otra parte, ¿qué puedes hacer si te han inscrito en una de estas listas de morosos por un supuesto impago por algo que nunca suscribiste?

Lo cierto es que estos abusos intolerables han hecho que se hayan presentado multitud de reclamaciones y quejas ante las agencias de protección de datos de todo el mundo. Por ejemplo, en España, en 2014 se registraron casi 4000 nuevos expedientes tras las denuncias por incumplimientos en los registros de ASNEF, RAI y Experian, en contraposición a los 2000 que hubo en el año anterior.

Si bien resulta innegable que la maldita crisis económica ha sido responsable en gran medida del aumento de las personas que engrosan estas listas de morosos, la verdad es que se cometen injusticias demasiado a menudo. ¿El motivo de estos problemas? La ausencia del obligatorio preaviso por parte del acreedor o la reclamación de impagos por servicios que el cliente ya había cancelado previamente.

¿Cuándo pueden meternos en una lista como el ASNEF?

Existen varios ficheros de morosos. En España, por ejemplo, los más temidos son RAI, ASNEF y Experian. A la hora de figurar en estos dichosos ficheros de morosos no es suficiente con que un acreedor te pida una suma de dinero. Resulta obligatorio que la deuda haya vencido, sea legítimamente exigible y el acreedor la haya demandado con anterioridad.

Cabe destacar que con cualquier cantidad (incluso por deber 10 euros) ya podemos figurar en una lista como ASNEF. Es decir, no hay suma mínima que deber. Además, en España las empresas pagan cantidades ridículas (inferiores a 1 euro) por cada persona que les debe dinero. Por lo tanto, les resulta más cómodo, rápido y barato incluirte en un fichero como el del ASNEF.

¿Cómo saber si estoy en ASNEF?

Tu acreedor tendrá que avisarte de que pretende registrarte en un registro de morosos como ASNEF. Ahora bien, debes saber que no hay un plazo de tiempo fijado para realizar esto. Con el objetivo de que puedas hacer valer tu derecho a nivel de datos de identificación personal, esta comunicación es imprescindible (e incluirte en ASNEF o RAI sin ella es ilegal). Las propias listas de morosos tienen también obligación de avisarte en el plazo de un mes a partir del momento de introducirte en la lista (ASNEF o similares).

Ahora bien, el problema es que no hay ningún acuse de recibo exigible por ley, así que muchas veces uno no se entera de que su nombre ha sido incluido en uno de estos registros.

Para saber si estas en ASNEF o en un fichero similar, no te quedará entonces más remedio que dirigirte a la lista de morosos vía correo con acuse de recibo, burofax o similar. Por ley, en menos de dos semanas deberás recibir una respuesta, de manera totalmente gratuita: ¡es lo menos que estas listas deben hacer para que sepas cuál es tu situación! En esta comunicación contigo se te deberá indicar todas las deudas que se te reclaman, a cuánto ascienden, a quién se le deben y en qué momento se ha registrado tu nombre en la lista de morosos.

¿Cuáles son las consecuencias de estar en el fichero ASNEF y cómo puedo desaparecer de la lista?

Lo cierto es que las consecuencias de aparecer en ASNEF, RAI o Experian son considerables, ya que todas las empresas de servicios y préstamos pueden acceder a esta información.

En caso de que aparezcas en ASNEF y saldes tu deuda, tu acreedor está obligado a ponerlo en conocimiento de la lista de morosos con el fin de que esta proceda a darte de abaja en el acto. Para ahorrarte problemas, también podrás tu mismo contactar con ASNEF, RAI o Experian, adjuntando tu DNI fotocopiado, junto con el recibo del abono del pago.

¿Y qué hago si no me dan de baja del registro de ASNEF?

Puede que hayas tenido problemas de dinero, pero eso no significa que te has quedado sin derechos: ¡defiéndete de los abusos del ASNEF!

Solamente tendrás que presentar un documento de protesta redactado por ti ante la Agencia de Protección de Datos, indicando tus datos personales completos, el detalle de lo acontecido, la identificación de la empresa que ha violado tus derechos y cualquier otro documento que pudiera ser de ayuda a la hora de depurar responsabilidades. Una vez analizado tu expediente, este organismo dictará un dictamen de cumplimiento obligatorio por todas las partes. Si te dan la razón, desaparecerás del dichoso fichero ASNEF.

Por último, finalizar recordándote que tienes derecho a reclamar una compensación económica en caso de abuso de tus derechos en materia de ASNEF. Bastará con que figures irregularmente en una lista de morosos nacional para que tengas derecho a una indemnización, en concepto de daños y perjuicios contra el honor.

Recuerda que, en caso de que no logres darte de baja de la lista ASNEF, todavía podrás pedir préstamos, aunque con unas condiciones menos ventajosas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *