Cuándo sí y cuándo no pedir un préstamo

“No sé si pedir un préstamo”. Pregunta que nos hemos realizado la gran mayoría en algún momento determinado de nuestras vidas. Esto implica que puede que nos encontremos en una situación delicada, que los cálculos que hemos hecho no cuadran y que probablemente necesitemos de la ayuda de un plus económico para solucionar nuestros problemas de dinero urgente. Si te encuentras en esta situación ahora mismo, no te apures, todos los problemas tienen solución, sin embargo, antes de tomar cualquier decisión, deberías saber cuándo debes y cuando no pedir un préstamo, pues quizá te interesaría más contar con otro tipo de ayudas.

Si ya acumulas varios préstamos y te está costando abonarlos todos, no debes solicitar uno nuevo, pues lo primero que hay que hacer es cálculos y más cálculos, para poder plantear una reunificación de préstamos. Así podrás reducir la cuota total y disponer del dinero que solicitabas. Lo mismo sucede si precisas de una cantidad muy pequeña, pues existen mini préstamos y créditos online que podrían resultarte una mejor opción. Sin embargo, si tu nuevo proyecto necesita financiación o simplemente “necesitas dinero urgente” sea como sea o en casa necesitas un aporte de dinero extra que te permita reparar una importante avería del coche, sustituirlo por otro o cualquier otro gasto grande e imprevisto, si no acumulas muchos más pagos y tu economía no se va a ver afectada, pedir un préstamo sí te resultará una solución factible.

Es importantísimo que antes de tomar cualquier decisión, analicemos nuestro estado económico, a veces tensamos tanto la cuerda que terminamos por no cumplir con los plazos de devolución, y esto es un serio problema del que cuesta salir: las penalizaciones por impago en este tipo de servicios financieros no son un asunto para tomarse a la ligera, ya que podríamos terminar con una situación peor de la que teníamos en un principio.

préstamo urgente
Flickr / Stockmonkeys.com bajo licencia CC-by-2.0

Autor: Necesito Dinero Urgente

NO TE PIERDAS...  Las ventajas de un crédito online inmediato