Créditos de dinero urgente: claves

Créditos urgentes: algunas recomendaciones 

Para evitar situaciones irreversibles, es recomendable que prestes atención a los consejos indicados a continuación. Por ejemplo, en el momento de solicitar un crédito de dinero urgente, ¿cuáles son los requisitos que no deben pasarse por alto nunca? Primordialmente debes ver al detalle el coste total del préstamo. Para ello se te deberá dar la célebre tasa TAE (tasa anual equivalente). Hay que tener especial cuidado y prestar atención en el plazo a pagar, salvo que deseemos no hacer caso del principal indicador que nos permitirá hallar el precio final del crédito rápido.

Es sumamente aconsejable hacer el cálculo de la cantidad total que terminaremos pagándole a la entidad que finalmente nos deje ese dinero urgente que tanto necesitamos. Así, podremos saber qué suma adicional estaremos abonando por el crédito rápido en cuestión. De igual modo, le aconsejamos que prestes atención a los intereses de mora, esto es, los que deberemos satisfacer en caso de que nos saltemos un pago. No olvides que, en virtud de la normativa vigente sobre esta clase de créditos urgentes, en ningún caso podrán aplicarse intereses que equivalgan a más de un TAE multiplicado por 2,5.

Vale, ¿me veré obligado a suscribir una póliza de asegurado en mi crédito de dinero urgente?

Este es un punto muy importante, puesto que, por regla general, es algo demandado obligatoriamente por las diversas entidades crediticias, pese a que no siempre queda claro en el contrato. Estate atento a la letra pequeña. Tenga en cuenta que para lograr conocer a cuánto ascenderá el coste total del crédito es fundamental conocer esta cuestión.

Vale, ¿pero cuáles son las ventajas e inconvenientes que presentan normalmente los créditos de dinero rápido?

El principal problema de este tipo de financiación es su elevado coste y la opacidad de la información que suelen dar las entidades de crédito, acostumbradas a resaltar más los plazos que las propias tasas TAE en vigor.

Como punto fuerte de este tipo de producto financiero es el acceso rápido y sencillo a liquidez, que no hay que justificar a qué se va a destinar el dinero prestado y en los prolongados plazos para liquidar la deuda contraída. Ciertamente son un recurso que sirve para resolver deudas a corto plazo, aunque a costa de incrementar el endeudamiento del solicitante.

Aunque a veces no queda más remedio. Por ello es importante reiterar que solo se debe recurrir a esta financiación puntualmente y después de haber procedido a realizar un análisis meticuloso de los pros y de los contras. Es recomendable que consideres los consejos indicados a continuación.

  • Entérate bien del tipo de interés, ya que se tratará del indicador necesario para que sepas el coste verdadero de tu préstamo rápido.
  • Por tanto, es recomendable que compares bien las diferentes ofertas de crédito en función del tipo de interés.
  • Analice pormenorizadamente todas las cláusulas del contrato y no dude en aclarar con la entidad cualquier aspecto que no te quede del todo claro.
  • Sopesa bien tu situación personal y evalúa el riesgo de impago.

Cuando se piden créditos rápidos es muy importante seguir estas recomendaciones para ahorrarnos más de un disgusto. Por esta razón, te presentamos una serie de consejos que deben considerarse con anterioridad a la petición de un crédito rápido de dinero urgente.

Estas directrices son muy relevantes, ya no exclusivamente cuando pidas un préstamo de dinero rápido, sino antes de realizar una solicitud de crédito al consumo cualquiera.

Te mostramos a continuación un par de consejos para que todo vaya sin sobresaltos a la hora de pedir tu préstamo de dinero urgente.

  1. Estudia bien las variadas opciones de crédito rápido. Accede a los comparadores online e intenta hallar el préstamo que satisfaga mejor tus particulares necesidades de dinero. Pon la cantidad de dinero que requieres y los plazos. Conseguirás una lista de diversas opciones, perfectamente detalladas. Eso sí, ten paciencia: no conviene apresurarse innecesariamente o podrás quedarte con un producto que no te conviene.
  2. Haz tu extenso análisis comparativo para conocer las diversas particularidades de tu crédito en cuestión.  También te conviene estudiar bien la coyuntura legal de la empresa de préstamo. A pesar de que muchas financieras que se promocionan están dentro de la legalidad y son de fiar, tenga en cuenta de que siempre hay personas que querrán sacar partido de una situación de extrema necesidad. Repetimos una vez más, es mejor tomarse el tiempo necesario: apresurarse no es nada recomendable en estos casos.
  3. A la hora de formalizar tu crédito de dinero rápido en ningún caso deberás olvidarte de devolverlo en el plazo acordado. Los retrasos a la hora de pagar las cuotas en estos préstamos acarrean siempre consecuencias nefastas (intereses altísimos e inclusión en los temidos ficheros del ASNEF o RAI).
  4. Sopeses cuidadosamente las tasas de interés que se le van a demandar en sus créditos de dinero urgente.
  5. Por último, te recomendamos que recurras solo a préstamos de dinero urgente solo en casos muy puntuales: ¡cuídate de caer en una espiral de crédito de la que te resultará muy complicado escapar! Despues de recurrir a uno de estos préstamos rápidos y liquidarlo, es recomendable dejar pasar un tiempo razonable antes de pedir otro, solo para asegurarnos mantener una economía mínimamente saneada. Conclusión: ¡recurre solo a los mini préstamos de dinero urgente cuando sea estrictamente necesario!
NO TE PIERDAS...  Mini préstamos urgentes